miércoles, 11 de junio de 2014

Dos en uno.





Murmullos salados tus húmedos labios.
Luz que vaga la noche, sirena de mar y monte.
Un cosquilleo vergonzoso
que mis entrañas esconde.


Brisa fresca, repleta de vida.
Tu mirada eterna.
Cuchillo, mi alma prieta,
ojos tuyos, perturbadores de la palabra.


Murmullos, mirada.
Un dos en uno que rasga las venas
dando sentido a esas lágrimas,
por las que mentiría.