domingo, 1 de enero de 2017

Mis dos alas.







Chillo,
grito,
maldigo.
Brisa,
viento,
aire,
susurro,
suspiro.
Recuerdo,
reflejo,
alma,
luna,
noche,
bruma,
esperanza,
cariño.
Y él,
el miedo,
desnudo
y extremo,
que como
padre,
cobarde
y mil
veces
mendigo,
hizo de mí
nada y
de ellas,
todo por
lo que siento,
respiro
y vivo.





A mis hijas.