martes, 9 de diciembre de 2014

En mi próximo trabajo de poesía, habrá una sección dedicada a las despedidas. Sirva como prueba.






.- Hay quien dice que llegara el día, donde tu rostro, tu voz y olor, se irán difuminando. ¡¡Ignorantes!!  No saben cuantísimo te he amado.


.- No hay peor momento para sentir el alma, que este donde te marchas.


Y muchos más... pero ya, para el libro.