sábado, 18 de junio de 2016

¡Cachisss!


Hoy, llevaba a la peque al cole cuando a mi espalda he escuchado -¡Joer tío, que huevos tienes!- a ver, se que he cogido algún kilo y el vaquero se me queda ajustadito. Pero tanto tanto como para marcar desde el culo... uffff al girar el coco (acto reflejo), he visto que era una mamá del cole a su hijo. Aún ahora, cuando cuento esto, no se si siento alivio o decepción